Módulo 2: Pautas para una correcta interpretación 

 

2.1. COMPETENCIAS ESPECÍFICAS

En el ámbito policial, se precisa de un mayor grado de imparcialidad, profesionalidad y confidencialidad, pues se tratarán temas delicados, personales y además cualquier intromisión o indiscreción por parte de la persona intérprete puede entorpecer la investigación, influir en declaraciones, etc. Hoy por hoy, existe una cierta desconfianza por parte de los agentes de los cuerpos de seguridad hacia las personas intérpretes debido precisamente a esa falta de profesionalidad e imparcialidad de las mismas ad hoc utilizadas hasta el momento, que hacían desconfiar de lo interpretado, pensar que la persona intérprete había «tomado partido» por, a menudo, su compatriota y le estaba ayudando o influyendo.


En último lugar, hay que ser conscientes de que aunque los idiomas (inglés principalmente) son parte de la formación y requisitos previos de los agentes, el nivel general suele ser bajo. Además, muchas veces los propios agentes no son conscientes de diferencias culturales, religiosas, etc. que a menudo hay que identificar y advertir, pues pueden influir a la hora de explicar determinados comportamientos y actitudes (no denunciar, no querer detallar situaciones, etc.).

    NORMAS DE CONDUCTA


Quizá, además de las habituales normas de conducta que toda persona intérprete debe seguir en el ejercicio de su labor profesional, habría que añadir algunas específicas como:


-    No visitar a las personas detenidas y renunciar al trabajo en caso de tener alguna relación previa con dicha persona, ya sea familiar como económica, laboral, etc.

 
-    No proporcionar nunca datos personales de contacto (ni siquiera a los agentes).


-    No dar consejos legales a las personas interpretadas ni recomendar ningún personal jurídico o profesional.


-    Aunque se presupone que esto no ocurre nunca, no permitir que otra persona interprete en tu nombre, ni un familiar ni amigo, etc.


-    Mantener una imagen profesional, con vestimenta cómoda pero formal (zapatillas no) y estar provisto siempre del documento de identidad, un bloc de notas, varios bolígrafos, una botella de agua y una barrita energética. Deberá tener el móvil apagado o silenciado y abstenerse de atender llamadas durante la sesión.

    ESTILO

La práctica totalidad de los discursos a interpretar en las tomas de declaración a testigos o detenidos tendrá un carácter narrativo (la persona contará los hechos tal y como ella los ha visto, oído, hablado, etc.). Los hechos se narrarán normalmente de forma cronológica, aunque debido al carácter delicado del acto de testificar, la situación tensa o estresante, etc. es probable que existan incongruencias temporales. Por ello, es importante que el intérprete tenga seguridad en lo que está interpretando, y ayude a aclarar malentendidos. El discurso aunque narrativo, estará plagado de descripciones (físicas, del lugar, de una acción, etc.) y muy a menudo, el testigo añadirá impresiones o comentarios subjetivos.


Es vital que el intérprete sea exacto en su trabajo y que se mantenga en una posición absolutamente neutral e imparcial, debido a que cualquier matiz puede cambiar o influir en la opinión del agente, orientando incorrectamente la investigación, las detenciones, etc. En cualquier caso, el intérprete deberá abstenerse de emitir comentarios personales u opiniones. Así, cuando deba advertir de alguna interferencia cultural, deberá marcar claramente que es un comentario propio.

    DINÁMICA


La dinámica habitual de los agentes en el curso de estas tomas de declaración es la de asegurarse, en un primer momento, de la versión del detenido o  los testigos. Por ello, a menudo, incluyen “preguntas trampa” que demuestren la coherencia de la declaración. El intérprete deberá en ese caso, tener confianza en su interpretación y ayudar a resolver ambigüedades, confusiones, etc. en las que pudiera incurrir el declarante. No se trata de resolver la ambigüedad sino de estar seguro de que no se crea ninguna a causa de una mala interpretación, pues la ambigüedad puede utilizarse posteriormente como prueba, para desmontar una declaración, etc.


Una vez que los agentes comprueban la posible utilidad de una declaración de un testigo, lo normal es que pidan los datos de la persona de cara a una eventual llamada a declarar por parte de la Administración de Justicia. En ese caso, el intérprete deberá prestar especial atención a los datos personales (apellidos, direcciones, etc.). Habrá que asegurarse de que se ha recogido correctamente la información, por ejemplo, repitiendo los datos y solicitando confirmación por parte del testigo, deletreando, etc.


Por último, hay que considerar la posibilidad de que en la misma llamada, el agente aproveche para tomar declaración o aclarar algún tema con varias personas distintas. Por ejemplo, cuando haya varios testigos presenciales en la misma situación. En ese caso, habrá que estar muy atento a no mezclar datos ni historias, pues cada declaración es independiente y tiene su propia validez.

VOLVER AL ÍNDICE

Interpret Solutions

®

Translating & Interpreting since 2007 

Av. Europa, 5

45005 Toledo

info@interpretsolutions.com

© 2018 Interpret Solutions

  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon